miércoles, 24 de agosto de 2016

El Cuerpo Gobernante y Babilonia la Grande

https://jwleaks.files.wordpress.com/2012/06/jehovahs-witnesses-assembly-hall-for-sale-in-indianapolis-usa-sales-brochure.pdf

     Estimados camaradas y victimas de la opacidad financiera de los ungidos de pacotilla:

     El Cuerpo Gobernante, tan contundente con nosotros --los apoquinantes netos-- cuando de negocios con Babilonia la Grande se trata, no tiene tantos escrúpulos teocráticos cuando hacen negocios y son ellos los que trincan la pasta y se la llevan al paraíso. Aquí nuevamente tenemos su política de doble rasero, doble moral: lo que para nosotros sería inaceptable y penable, para ellos todo lo contrario.

     Por enésima vez, venden una catedral a la competencia. El Salón de Asambleas de los testigos de Jehová en Indianápolis, ha sido vendido a otra entidad religiosa: la Traders Point Christian Church. ¿Que por cuánto han vendido nuestra catedral consagrada y dedicada a Dios en su día? Los pedigüeños sin fronteras mantienen un mutis absoluto, sepulcral, casi celestial. Sin embargo, la Providencia quiere que los hijos de la luz estemos informados. De modo que, en el anuncio de la agencia inmobiliaria aparece la cantidad de 2 895 000 dólares estadounideneses que han ido a parar a la saca del Governing Body Bank. Aunque, la cantidad que se ha pagado en esta operación no ha trascendido.

     La noticia ha visto la luz el pasado 16 de agosto de 2016, en el Indianapolis Business Journal, cuyo enlace adjunto para quien desee conocer más detalles de esta operación financiera-teocrática.
http://www.ibj.com/articles/59973-suburban-mega-church-expanding-into-downtown-with-big-purchase

     Como dato anecdótico diremos que la confesión religiosa --con nuestros donativos-- compró la propiedad en el año 1978. Tiene un auditorio con 1200 butacas. El edificio llevaba en venta desde el año 2012. En esas fechas, este blog se hizo eco de dicha buena nueva:
http://johnhenrykurtz.blogspot.com.es/2012/04/el-salon-de-asambleas-de-indianapolis.html

   
   

https://www.jehovahs-witness.com/topic/5122638494040064/mega-church-buys-jw-assembly-hall-property-indianapolis

Sigue...

martes, 16 de agosto de 2016

Los testigos de Jehová y la apostasía



    Estimadas y lapidadas víctimas de la pseudoteología watchtoweriana:

    El think tank Pew Research Center, el pasado 29 de julio de 2016 ha publicado un informe sobre los países que penalizan la apostasía y la blasfemia. Los castigos oscilan entre una multa hasta la pena de muerte... poca broma. En cuanto a la apostasía concretamente, hay 25 países en el mundo que la penalizan. Por ejemplo, en las Maldivas, todo ciudadano debe ser mulsumán, sí o sí, y los que deciden cambiar de religión pueden perder la ciudadanía del país.
http://www.pewresearch.org/fact-tank/2016/07/29/which-countries-still-outlaw-apostasy-and-blasphemy/?utm_source=Pew+Research+Center&utm_campaign=5dd0e53e00-Religion_weekly_Aug_4_2016&utm_medium=email&utm_term=0_3e953b9b70-5dd0e53e00-399934813

     En la misma línea que el estudio anterior, el pasado 10 de agosto de 2016, el Departamento de Estado estadounidense en su informe anual, criticaba la penalización de la blasfemia y la apostasía: "Porque dichas leyes están en conflicto y minan los derechos humanos reconocidos universalmente".
https://www.washingtonpost.com/world/national-security/state-department-criticizes-blasphemy-laws-in-muslim-nations/2016/08/10/48f16242-5f11-11e6-af8e-54aa2e849447_story.html?tid=sm_tw&utm_campaign=822df954be-Religion_weekly_Aug_11_2016&utm_medium=email&utm_source=Pew%20Research%20Center#comments

     El ordenamiento jurídico en los países occidentales están basado en le promoción y el respeto a los derechos humanos, entre los que están --como no podía ser de otra manera-- el respeto a la libertad de religión. Por lo tanto, los testigos de Jehová deben gozar de todos los derechos y garantías que cualquier confesión religiosa tenga. De hecho, en España, esto así, ya que tienen reconocido el estatus del notorio arraigo.

     Sin embargo, no es menos importante que esta confesión religiosa --que reglamenta normativamente todos los aspectos de nuestra vida a los que somos sus miembros-- también respete los derechos humanos de quien desea abandonar libremente esta comunidad religiosa, o quien discrepe de sus: enseñanzas doctrinales, protocolos o directrices. Los que deseamos abandonar el barco, somos tildados de apóstatas y se nos trata como a tales. ¿Cómo penalizan la apostasía los testigos de Jehová? El ideal lo expresaron en el BOE de la confesión religiosa:

     Actualmente nos estamos viviendo en naciones teocráticas donde tales personas de nuestro entorno familiar serían exterminadas por apostatar de Dios y de su organización teocrática, tal como era posible y se le ordenaba a la nación de Israel en el desierto del Sinaí y en la tierra de Palestina.[...] Estando limitados por las leyes de las naciones mundanas en las que vivimos y, también, por las leyes de Dios dadas a través de Jesucristo, sólo podemos tomar acción contra los apóstatas de una manera limitada, acción que debe estar en armonía con ambos códigos de leyes. Las leyes de los países donde vivimos y las leyes que Dios nos ha dado por medio de Cristo nos prohíben matar a los apóstatas, aún cuando éstos sean miembros de nuestra propia familia. Sin embargo, la ley de Dios exige que reconozcamos que han sido expulsados de su congregación, y esto a pesar de tener en cuenta que las leyes del país donde residimos nos exigen cumplir con determinadas obligaciones naturales al tener que vivir y tener trato con dichos apóstatas bajo un mismo techo.--The Watchtower 15 de noviembre de 1952, páginas 703-704.
http://johnhenrykurtz.blogspot.com.es/2011/08/el-integrismo-ataca-de-nuevo.html

     Un texto este último donde parece haber cierta nostalgia por tiempos pretéritos: cuando se podía apedrear literalmente al apóstata. No obstante, la entidad religiosa con sus directivas y la coerción que las acompaña, ha logrado crear un sistema de "terror" para castigar al apóstata y para impedir que otros se salten a la torera las directrices del Cuerpo Gobernante. Aquí entra en el juego la omertá watchtoweriana: la lapidación social y familiar del disidente y de quien confraterniza con él. Su muerte social. A partir del anuncio público que se da en el Salón del Reino, tanto la familia inmediata que no viva en el mismo domicilio, como todas sus amistades deberán hacerle el vacío. Nada de saludos, ni de modales que pueda imponer la buena educación. Al apóstata ni agua. Ni teléfono, ni correos, ni nada de nada. No existe. Ha muerto para todos, hasta que cansado de soportar esta tortura psicológica decida volver con el rabo entre las piernas a la comunidad religiosa y someterse de nuevo a la disciplina judicial del cuerpo eclesiástico de la confesión religiosa.

     Puestos a elegir, tal vez sería más soportable unos años de cárcel que el que toda tu familia reniegue de ti y todo tu entorno social te dé la espalda... para siempre. Por este motivo, critico esta política concreta de acoso y derribo del apóstata por parte de una confesión religiosa que en España goza del estatus del notorio arraigo.

     Animo a todo aquél que desee profundizar en el tema, a que visite el siguiente enlace:
https://get.google.com/albumarchive/117955357194320709896/album/AF1QipPaNVpDxaOzpSs41IpreCHqZPYf7wz9zKp-eU01?source=pwa

     Ya conocéis nuestro lema: lo documentamos todo, todo y todo. ¿Quién es el padre de la mentira y de las múltiples tropelías integristas y teocráticas?

viernes, 12 de agosto de 2016

Sigue el rastro del dinero...



     Estimados camaradas victimas de la opacidad financiera del Cuerpo Gobernante:

     Uno de los objetivos principales de este insigne blog apóstata ha sido el de intentar arrojar algo de luz en el Tártaro financiero de nuestra confesión religiosa del notorio arraigo y olé. Nada fácil. Los ungidos de pacotilla utilizan una y mil triquiñuelas para escamotear la guita de los ojos impolutos de pardillo integral ibérico y allende los mares. Dicen y presumen de ser los legítimos hijos de la luz pero sus finanzas están oscuras como la boca de un lobo. Aman la oscuridad, las tinieblas, y se mueven con comodidad en la espesura y negrura de la opacidad económica. En definitiva, que el apoquinante neto no tiene ni pajolera idea del tema económico de la entidad donde deposita el donativo que le dará la salvación eterna.

     Sin embargo, la Providencia ha escuchado nuestras oraciones y un signo inequívoco ha sido la publicación de 850 000 documentos financieros de 250 000 organizaciones o instituciones sin ánimo de lucro por parte del respetabilísimo The Center for Public Integrity, el pasado día de 3 de agosto de 2016. Correspondientes al quinquenio 2010-2014. Estas organizaciones sin ánimo de lucro han movido la friolera suma de 170 000 000 000 millones de dólares. De modo que, del Cuerpo Gobernante podemos decir que tienen esperanza celestial con un fuerte apego a un bien muy terrenal, como lo es el dinero. El vil metal es una de las herramientas predilectas del Diablo para corromper al cándido y caritativo creyente.

     El objetivo de publicar estos documentos financieros es crear una herramienta que pueden utilizar investigadores, periodistas y ciudadanos para investigar y seguir el rastro del llamado "dark money", del que se benefician estas entidades sin ánimo de lucro. Pudiéramos decir que es la punta del iceberg y que supone arrojar algo de luz. Por lo tanto, como es un paso hacia la transparencia financiera, ¡bienvenida luz!

     No soy un experto en finanzas así que intentaré desgranar algo de este galimatías. También, se agradece la colaboración de quien desee aclarar conceptos. De hecho, es parte del objeto de esta entrada.

     Primero, matizar que el término inglés "dark money" en EE. UU. no tiene el mismo sentido que el dinero negro en español. Según la RAE, dinero negro es el que escapa al control fiscal. No obstante, sobre el dark money que nos ocupa, decir que se trata de fondos que se dan a organizaciones sin ánimo de lucro. y he aquí lo importante: no se requiere por ley revelar la identidad de los donantes. Sin embargo, estas organizaciones sin ánimo de lucro sí que están obligadas a informar si a su vez hacen donativos a otras entidades sin ánimo de lucro. Creo que con esto hemos aclarado algo las cosas.

     Antes de ponernos manos a la obra en el buscador del The Center for Public Integrity, hemos de conocer los nombres de la múltiples organizaciones y entidades que forman el conglomerado de la confesión religiosa que regula normativamente todo aspecto de nuestras efímeras vidas terrenales. He encontrado un enlace con una lista; si alguien localiza el nombre de más entidades relacionadas, le invito a que nos lo haga saber. Advierto que el trabajo es monumental.
http://www.watchtower.exposed/wp-content/uploads/2015/11/Watchtower-Corporations-list.pdf

    Por ejemplo, a la Watch Tower Bible and Tract Society of Pennsylvania aparece como beneficiaria de 6 fundaciones o entidades.

https://www.publicintegrity.org/2016/08/02/20030/search-nonprofit-network
     Os explico, he pinchado en el primer enlace de la fundación HENRIETTA M RILEY TRUST 33B006006 FBO, y me aparecen tres años fiscales. En el 2015, que corresponde al ejercicio de 2014, la Watch Tower aparece como beneficiaria de 696 897 dólares por la patilla.

http://990s.foundationcenter.org/990pf_pdf_archive/386/386043103/386043103_201504_990PF.pdf
     Estos 696 897 dólares proceden de unas acciones de 90 empresas distintas. Y aquí está el quid de la cuestión: ¿tiene algún escrúpulo la confesión religiosa sobre la procedencia de estos beneficios? Por ejemplo, ¿se ha invertido en banca ética o en inversiones socialmente sostenibles... o todo le vale con tal de trincar la pasta? ¿Tiene escrúpulos cristianos-watchtowerianos a la hora de poner el cazo?

     Bueno, antes de ver lo exigente que es el Cuerpo Gobernante sobre el origen del dinero. Permitidme hacer un inciso: Si vis pacem, para bellum. Hace tiempo que dejé de ser pacifista y de creer que todo el mundo es bueno y que hablando se entiende la gente. Si EE. UU. hubiese sido "pacifista", hoy Europa --y quién sabe si el mundo-- estaría gobernada por el nazismo y un nieto de Adolf Hitler en el poder. Soy de los que creo que las fuerzas y cuerpos de la seguridad del Estado y el Ejercito, son imprescindibles para que podamos vivir en sociedad, en paz y disfrutando de nuestras libertades. Para esto hace falta armamento y empresas que lo fabriquen.

     Por lo tanto, parece que el Governing Body Bank, a la chita callando, piensa lo mismo que un servidor y no le importa recibir los beneficios que se derivan de invertir en empresas de armamento..., por ejemplo:
  • Boeing
  • General Dynamics
  • Lockheed Martin
  • Northrop Grumman
  • United Technologies     
     Por otra parte, también podría mencionar múltiples industrias químicas que según el Cuerpo Gobernante estarían contribuyendo a "arruinar la tierra"..., ¡que no los bolsillos de los teócratas de pacotilla! Ya os digo, la lista de empresas en las que invirtió esta fundación son unas noventa en el año 2014..., ¡pero la pasta de los beneficios la trincó la Watch Tower! De hecho, la razón de ser de la entidad Henrietta M. Riley Trust es, literalmente: "APOYAR A LA WATCH TOWER BIBLE AND TRACT SOCIETY". Así, sin más, a palo seco.

http://990s.foundationcenter.org/990_pdf_archive/386/386043103/386043103_201404_990.pdf?_ga=1.152302653.567979464.1471026799

 En dicho buscador he localizado a las siguientes entidades netamente testiguiles:

  • Watch Tower Bible and Tract Society of Pennsylvania
  • Watchtower Bible and Tract Society of New York
  • Christian Congregation of Jehovah's Witnesses
     Esto es la punta del iceberg y nos revela la escala de valores y los supuestos principios cristianos que observa el Cuerpo Gobernante cuando se trata de trincar guita. Mi conclusión es la siguiente: definitivamente, su dios es el dinero.
https://www.publicintegrity.org/2016/08/03/20027/new-search-tool-traces-sources-dark-money?utm_source=email&utm_campaign=watchdog&utm_medium=publici-email&goal=0_ffd1d0160d-36d2492aaf-100339089&mc_cid=36d2492aaf&mc_eid=bfe834e473

     Ahora toca divulgar el evangelio verdadero sin trampa ni cartón watchtoweriano. Ya conocéis nuestro lema: lo documentamos todo, todo y todo. ¿Quién es el padre de la mentira y las opacidades a espuertas en el nombre de Dios?   

miércoles, 10 de agosto de 2016

340 millones de dólares que viajarán al paraíso celestial




     Estimados camaradas víctimas de los pedigüeños sin fronteras:

     Los ungidos de pacotilla, el Cuerpo Gobernante, sigue en su línea: despotrica de los bienes y placeres terrenales mientras vende las joyas de la abuela, trinca la pasta y nos dice: Aquí paz y después gloria. Ese desapego, ese asco que dicen tener al vil metal --raíz de todo mal-- no se corresponde con sus maniobras orquestales en la oscuridad en el sector financiero-inmobiliario. Dicen morirse de ganas por alcanzar la gloria celestial al mismo tiempo que viven como un rajá en la tierra. Su modo de vida no encaja para nada con la de nuestro Señor Jesucristo, que dijo a sus seguidores: «Las zorras tienen guaridas, y las aves del cielo nidos; pero el Hijo del hombre no tiene donde reclinar la cabeza».

     Definitivamente, un día sí y otro también los teócratas de turno nos la dan con queso. Llevan una década, a la chita callando, vendiendo todo el patrimonio inmobiliario en el carísimo barrio de Brooklyn Heights. Todo en el nombre de Dios, ¡como no podía ser menos! La central mundial de nuestra confesión religiosa, adquirida poco a poco desde 1879 con nuestros donativos y mano de obra gratuita... se ha ido al garete. Esto equilvadría a que la Iglesia Católica vendiese el Vaticano para comprarse unos terrenos en un paraje natural y edificar allí una serie de viviendas y edificios funcionales explicando a los cándidos creyentes que es la voluntad de Dios.

     La pregunta del millón, la de mis desvelos y ojeras, es la siguiente: ¿Adónde demonios meten el terrenal dinero de la venta éstos que dicen tener esperanza celestial? Las únicas pistas que tenemos de este trasiego financiero teocrático las obtenemos de las denostadas publicaciones mundanas, por usar la terminología testiguil. Bondadosa y providencialmente, de tanto en tanto trasciende una noticia con una venta más de aquellos edificios otrora consagrados y dedicados al Altísimo. Es en estos medios ajenos a nuestra comunidad religiosa del notorio arraigo y olé, donde trasciende alguna cifra sobre el supuesto precio de venta del inmueble sagrado. Punto y final. Aquí se acaba la pista. No hay más hilo. La ingeniería financiera de los ungidos de pegote, nos impide poder ver más allá, en el inframundo financiero teocrático. El Tártaro económico. La opacidad por bandera. Este es el recochineo máximo, donde el pardillo apoquinante neto --que somos nosotros, los de la esperanza terrenal-- se queda boquiabierto, pasmado, no entendiendo nada y con la sensación de que te la han metido doblada.

     Toda esta letanía introductoria me lleva a dar una noticia triste: adiós a nuestro icónico rótulo y reloj --símbolo de la edad de la inocencia y la inminencia del fin de mundo-- en Brooklyn Heights. Ha venido el tío Paco con la rebaja...



     La noticia de hoy aparece en el New York Post. Se ha publicado el pasado día 4 de agosto de 2016. El grupo inversor encabezado por Jared Kushner ha cerrado la compra de unos edificios de la central mundial de los testigos de Jehová en el Downtown de Brooklyn por la friolera suma de 340 millones de dólares estadounidenses.
http://nypost.com/2016/08/04/kushner-investor-group-closes-deal-for-watchtower-building/

     La compra, construcción y remodelación fue por la voluntad de Dios y la venta posterior --una vez requetevalorizada la propiedad-- también lo ha sido. Ciertamente, los caminos del Señor son inescrutables. Amén y amén.

     La documentamos todo, todo y todo. ¿Quién es el padre de la mentira y de las opacidades diversas?

lunes, 1 de agosto de 2016

Enésima carta sobre los abusos sexuales a menores






Carta a los cuerpos de ancianos 1 de agosto de 2016
http://avoidjw.org/boe/



    Estimadas víctimas de los protocolos del Cuerpo Gobernante:

     Los teocráticos y tunantes de turno, los miembros del Cuerpo Gobernante, los maestros en el arte de tirar la piedra y esconder la mano, los fieles seguidores de Poncio Pilato..., ¡siempre tan dispuestos a lavarse la manos!, nos iluminan con su último alarde de más de lo mismo. Carta tras carta. Infinitas cartas. Total, ¿para qué? No logran la tan ansiada cuadratura del círculo. Ni encuentran la piedra filosofal. ¡Con lo sencilla que es la solución!: Todo anciano de congregación [pastor religioso local] que tenga conocimiento de un presunto caso de abuso sexual infantil, debe olvidarse por un momento de la sede nacional de la confesión religiosa, y dirigirse a toda leche a una comisaria o juzgado a denunciar los hechos. Después, una vez que han sido alertadas las autoridades seculares, pueden empezar a suministrar ayuda espiritual al depredador sexual, y si procede, le pueden expulsar, perdonar o "condecorar" si deducen que está arrepentido..., ¡a un servidor tanto le da! A mí lo que me interesa es que la policía judicial investigue el asunto y que un juez seglar --"mundano" en la terminología testiguil-- determine la inocencia o culpabilidad del acusado. Hasta el presente, la justicia teocrática de la Srta. Pepis que la confesión religiosa aplica, sirve más bien para proteger la imagen pública y el patrimonio económico de los caciques teocráticos... y de rebote amparar al presunto depredador sexual de menores. Y en cuanto a la víctima, que con su pan se lo coma.

     La carta recién salida del horno, la acaba de colgar en el foro del matrimonio Fuentes el camarada Dave Jon, corresponde a la de México. Realmente, es una circular de alcance mundial emitida por la gerifaltes teocráticos de turno. Aquí tenemos expuesta la de España. [La carta en EE. UU. la ha colgado Wifibandit:
https://www.jehovahs-witness.com/topic/5710241391968256/there-new-letter-elders-about-child-abuse ]. Además, en el siguiente enlace la carta teocrática en 12 idiomas que emana de los mandamases de la confesión religiosa.
http://avoidjw.org/boe/

     Esta nueva circular reemplaza a las últimas directrices de la carta 1 de octubre de 2012:
http://johnhenrykurtz.blogspot.com.es/2012/11/los-testigos-de-jehova-y-los-casos-de.html

     Ahora procede diseccionar la misiva teocrática. Sacarle el jugo. En el párrafo 3 encuentro la primera discrepancia: "Desde el punto de vista bíblico, el abuso sexual infantil es un pecado muy grave". Un pecado sí, pero también un delito tipificado en el Código Penal Español. Y todo quien tenga conocimiento de este delito, debe denunciarlo ante la autoridad competente. Tal vez, haya que recordar a los teócratas de turno que no vivimos en países teocráticos, sino democráticos y todos estamos sujetos a la ley secular.

     Seguidamente, en una especie de brindis al sol, dicen: "Los testigos de Jehová lo abominan". ¡Hombre, qué menos que abominarlo! ¡Faltaría más! La pregunta que procede sería: ¿Lo abominan tanto que los ancianos de congregación en cuanto tienen conocimiento de un presunto caso de abuso sexual infantil inmediata y automáticamente lo denuncian en una comisaría de policía o en un juzgado? O sea, aparte de "abominarlo" --cosa que está muy bien-- ¿se da un paso más allá y se denuncia al presunto culpable? Porque, sinceramente, solo con abominar al delito no se le combate.

     "Por esa razón, la congregación no escudará a nadie de las consecuencias de tan repugnante pecado". Un matiz, la congregación sí escudará o encubrirá al presunto depredador sexual si ésta no denuncia el caso en el juzgado o la policía, sino que opta por una especie de lavar los trapos sucios en casa.

     "En algunas jurisdicciones, la persona que tiene conocimiento de un delito de abusos de menores está obligada a informar a las autoridades". Esta circular concretamente se supone que está dirigida a los ancianos de congregación de toda España, por lo que sobra lo de "En algunas juridicciones", refiriéndose seguramente a "En algunos países". Si la entidad religiosa se remite a sus cargos en España --como son los ancianos--, ¿por qué no les dice desde la primera línea que en España todo el mundo tiene la obligación de denunciar un presunto caso de abuso sexual infantil ante la justicia secular? ¿Por qué, en el punto clave, nos salen por peteneras con lo de "En algunas jurisdicciones" cuando se dedica una carta de seis páginas sobre esta problemática específicamente en España?

     "En todos los casos, a las víctimas y a sus padres les asiste el derecho absoluto de denunciar el abuso ante las autoridades". En un despliegue de magnanimidad sin precedentes los teócratas, desde hace unos pocos años... permiten a la víctima o sus padres denunciar al agresor sexual. ¿Por qué hay que precisar una cosa tan elemental como el derecho de la víctima a denunciar a su agresor? ¿Por qué hay que indicar esto a los ancianos de congregación? Esta carta no la pueden leer los testigos de Jehová de a pie, solo los pastores religiosos locales. Hasta hace unos pocos años, ¿desanimaban los ancianos a la víctima y a sus padres para que no denunciasen a un hermano espiritual ante la autoridad secular, y por eso ahora hacen este requiebro teocrático para que los ancianos ya no desanimen a la víctima o familiares? A continuación, en la misiva, a los ancianos los remiten al manual secreto para precisar tal oración gramatical. Porque una cosa, es cuando se habla de cara al público, y otra distinta a nivel interno.

19 El abuso sexual de menores es un delito. Nunca le insinúen a una persona que no debe denunciar ante la policía u otras autoridades un caso de abuso sexual infantil. Si les preguntan, digan claramente que el dar parte o no a las autoridades es un asunto personal y que la congregación no impondrá sanciones, cualquier que sea la decisión. Los ancianos no criticarán a nadie por denunciar tal delito. Si la víctima quiere hacerlo, está en todo su derecho (Gálatas 6:5) ["Porque cada uno llevará su propia carga de responsabilidad"].--"Pastoreen el rebaño de Dios" (1 Pedro 5:2), capítulo 12, página 132, párrafo 19.
http://www.vacunadefe.com/Documents/ks-10.pdf#page=131&zoom=auto,654,566 

     En román paladino: los ancianos ni animan ni desaniman a que la víctima denuncie. Permanecen en una exquisita equidistancia. Dejan el marrón en manos de la víctima. Eso sí, nos prometen que no tomarán represalias internas contra la víctima si decide denunciar a un miembro de la comunidad religiosa que haya abusado sexualmente de ella. ¡Menuda tranquilidad ofrecen!

     Para comprender esta necesidad súbita de escribir que no tomarán represalias sobre la víctima que decida denunciar a su agresor hace falta remitirse a las publicaciones de la entidad religiosa:

¿Deberían traspasarse las disputas cristianas hoy día a los tribunales seglares? El apóstol Pablo enfatizó la importancia de que la comunidad cristiana arreglara sus propias disputas internas: “Si uno de los suyos tiene una disputa con otro, ¿tiene él el descaro de llevarla a los tribunales paganos en vez de a la comunidad del pueblo de Dios? . . . ¿Acaso no hay entre ustedes ni siquiera un hombre sabio que pueda juzgar en la causa de un hermano cristiano? ¿Es preciso que hermano acuda a la ley con hermano... y delante de incrédulos? De hecho, al acudir a la ley de modo alguno ya han caído a un nivel inferior a su norma. ¿Por qué no mejor sufrir el daño? ¿Por qué no mejor dejar que les roben?”—1 Cor. 6:1-7, The New English Bible. 

Por supuesto, esto no es decir que entre los compañeros cristianos están excluidos todos los procedimientos de tribunal. Si, por ejemplo, el obtener compensación de una compañía de seguros, el probar la validez de un testamento o alguna otra circunstancia requiere acción de tribunal, puede que no se desacredite la congregación cristiana al acudir al tribunal puesto que en tales casos no hay verdadera contención entre hermanos cristianos. Pero en cuanto a tratar la mayoría de las diferencias que ocurren entre cristianos, en las congregaciones están disponibles hombres bien versados en los principios bíblicos que pueden encargarse de estos asuntos. Aun ahora estos cristianos maduros están ayudando a muchos miembros de las congregaciones a resolver asuntos de esta clase sin llamar la atención del público con el consecuente vituperio que acarrearía la acción del tribunal. En algunos casos el amor cristiano hasta puede incitar a uno a “sufrir el daño” más bien que perjudicar el buen nombre de la congregación ante los que no son miembros de ella.--¡Despertad! 8 de agosto de 1979, página 13

En vista de lo susodicho, ¿irían hoy cristianos dedicados ante tribunales seglares si eso fuese a perjudicar el adelanto de la adoración verdadera o representarla en falsos colores a los ojos de extraños? No. Por supuesto, como todas las otras personas, los cristianos verdaderos todavía son humanos imperfectos. Cometen errores, y surgen problemas en relación con asuntos comerciales y cosas semejantes. Pero los desacuerdos de esta índole deberían zanjarse dentro de la congregación, pues la Palabra de Dios suministra las pautas necesarias y en la congregación hay hombres que están bien fundados en la Biblia. […] Sin embargo, si algún miembro de la congregación cristiana, sin hacer caso del efecto de su acción en el buen nombre de la congregación, pasa por alto el consejo de la Palabra de Dios sobre este asunto, no estaría “libre de acusación” como cristiano. No sería uno que tuviera “excelente testimonio de los de afuera” de la congregación. (Tito 1:6; 1 Tim. 3:7) Ciertamente no sería un ejemplo para que otros lo imitaran, y esto afectaría los privilegios que tuviera en la congregación.--La Atalaya 15 de mayo de 1974, página 318

     6. Cuando llegue a oídos del cuerpo de ancianos una acusación de abuso de menores, dos de ellos deben llamar inmediatamente al Departamento de Asuntos Legales para recibir asesoramiento legal. De este modo se garantiza el cumplimiento de las leyes sobre denuncia de abuso contra menores. Perdón mi intromisión apóstata: esta directriz no garantiza nada de nada. ¿Por qué afirmo esto? Porque este ha sido el protocolo de toda la vida y nunca los ancianos de congregación, el Departamento de Asuntos Legales o la sede nacional de los testigos de Jehová han denunciado un solo caso de abuso de menores ante la autoridad secular en España. Y si me equivoco en mi afirmación y sí se ha denunciado un solo caso en España, que me lo muestre el portavoz de la entidad religiosa y gustosamente rectificaré públicamente. Precisamente, lo que ha demostrado la Real Comisión Australiana y multitud de casos judiciales... es que la confesión religiosa nunca denuncia los casos de abusos sexuales infantiles, sino que los encubre y corre un tupido velo. Lava los trapos sucios en casa. O sea, mientras los ancianos no denuncien inmediatamente en una comisaría de policía o juzgado de guardia el presunto caso de abuso sexual, estaremos manteniendo la misma política. Todo este problema se solucionaría si en lugar de acudir al Departamento de Asuntos Legales --que hasta la fecha no ha servido para denunciar los casos ante la autoridad secular-- se acudiese a la autoridad competente para que este delito sea investigado y juzgado, si procede. Este protocolo no ha funcionado, de hecho, ha sido el problema. Por lo que mucho me temo que a pesar de seis páginas de directrices seguimos enrocados en la misma posición de no colaboración con el sistema judicial seglar. ¿Dónde dice la carta que los ancianos deben acudir a la policía a denunciar los hechos? Seis páginas dan para mucho...

     No pidan a la presunta víctima ni al acusado ni a nadie más que llamen al Departamento de Asuntos Legales de parte de ustedes. De manera que dicho departamento teocrático de asuntos jurídicos no quiere ni llamadas teléfonicas --ni mucho menos cartas-- de parte de la víctima... ¿y del abogado de la víctima? ¿Y si fuera la policía judicial? Todo queda en casa.

     7. El Departamento de Asuntos Legales les brindará asesoramiento legal basándose en los hechos y las leyes pertinentes. ¿En qué hechos se puede basar el Departamento de Asuntos Legales? ¿Tiene este departamento personal cualificado y medios técnicos para investigar y determinar los hechos ocurridos? ¿Puede obtener una orden judicial, entrar en el domicilio del presunto depredador en busca de pruebas? Un servidor no tiene necesidad de conocer ley alguna ni tampoco de basarse en supuestos hechos, sino denunciar el presunto caso que llega a mis oídos en el juzgado de guardia más próximo a mi domicilio. La justicia secular tiene los medios, como lo es la policía judicial, para localizar las pruebas y presentarlas ante un juez. El juez determinará qué leyes del Código Penal Español hay que aplicar. Todo lo demás que se inventan los gerifaltes de la confesión religiosa es pura parafernalia teocrática de tres al cuarto. Están vendiendo humo envuelto en nada.

     Una vez concluida la conversación con el Departamento de Asuntos Legales, se transferirá la llamada al Departamento de Servicio, el cual les dará más instrucciones. Aquí el supuesto delito va de boca en boca, de departamento de departamento. Todo quisque se entera, menos la policía o la justicia... ¡muy bonito! A mí todo esto me parecería oportuno si primeramente los ancianos se hubiesen dirigido en primera instancia a un juzgado de guardia. De hecho, la confesión religiosa está teniendo una serie de problemas judiciales a nivel mundial precisamente por seguir este protocolo que al final se traduce en ninguna colaboración con la policía judicial cuando el caso lo denuncia la víctima.

     9.  Si el cuerpo de ancianos llega a saber que en la congregación hay un adulto que ha estado implicado en pornografía infantil, dos de ellos deben llamar inmediatamente al Departamento de Asuntos Legales. Lo mismo han de hacer si descubren que un adulto o un menor que se reúne en la congregación está sexteando [El término “sexting” es un término inglés que se usa para referirse al acto de enviar mensajes explícitos de contenido erótico o sexual desde un dispositivo móvil.] con un menor. Si el sexteo es entre adultos, no tienen que llamar. Más de lo mismo. Llamar y llamar inmediatamente, pero, ¿para qué? Todo lo que no se ir y denunciar en una comisaría de policía o cuartel de la Guardia Civil... todo queda en agua de borrajas.

   Ahora bien, si el transgresor se arrepiente y es censurado, se debe anunciar a la congregación ["Pastoreen el rebaño de Dios" (1 Pedro 5:2), capítulo 7, páginas 97 y 98, párrafos 20 y 21]. Este anuncio servirá de protección a la congregación
http://www.vacunadefe.com/Documents/ks-10.pdf

     Este cacareado anuncio a la congregación para "protegerla", es el enésimo brindis al sol de la confesión religiosa del notorio arraigo y olé. ¿En qué consiste este anuncio que alertará a los miembros de la comunidad religiosa sobre la presencia entre ellos de un depredador sexual de menores del cual los ancianos deducen que se ha arrepentido y que por lo tanto no hay peligro de reincidencia?:

El coordinador del cuerpo de ancianos aprobará un anuncio a la congregación, que será leído por un anciano en los siguientes términos: "[Nombre de la persona] ha sido censurado". Las restricciones no se anuncian.--"Pastoreen el rebaño de Dios" (1 Pedro 5:2), capítulo 7, página 98, párrafos 21. 




     Con este telegráfico anuncio, ¿pueden los padres de la comunidad religiosa imaginar el motivo de la censura? ¡De ninguna de las maneras! Uno puede recibir esta censura por jugar a la lotería, por comer una morcilla, consumo de tabaco, divergencias de opinión con el cuerpo eclesiástico, participar en actos interconfesionales, borrachera, glotonería, mentira, fraude, calumnia, injuria, habla obscena, boxeo profesional, etc., etc., etc. O sea, el anuncio de que Fulano de Tal ha sido censurado, no permite que los padres de los niños tengan manera humana de saber el por qué de dicha censura. No sirve de advertencia. Es el típico ni sí ni no: todo lo contrario.

     Resumiendo, según mi opinión, la confesión religiosa de los testigos de Jehová todavía no quiere coger por los cuernos al toro. El Cuerpo Gobernante quiere torear desde la barrera, y eso no es posible. Hay que mojarse. Dar directrices que de verdad contribuyan a proteger a las víctimas --tanto dentro como fuera del ámbito religioso-- y que garantice que los presuntos culpables son llevados ante la justicia ordinaria que no la teocrática de la Srta. Pepis.

     Mientras no haya estos cambios sustanciales, desde esta página seguiré criticando este protocolo absurdo e interesado.

     Lo documentamos todo, todo y todo. ¿Quién es el padre de la mentira y los diversos chanchullos teocráticos?

jueves, 21 de julio de 2016

No es tiempo de apelaciones sino de pedir perdón





     Estimadas víctimas de las políticas y protocolos del Cuerpo Gobernante:

     Al cuerpo eclesiástico de los testigos de Jehová se le está acabando el chollo. La opinión pública, los tribunales y las agencias gubernamentales están diciendo alto y claro que no todo vale en el nombre de Dios y que el ser una confesión religiosa no te da impunidad  o una especie de patente de corso para hacer y deshacer a tu antojo en el tema de los abusos sexuales infantiles.

     Hoy tenemos dos noticias relacionadas, ambas del Reino Unido. En esencia, ponen de manifiesto que ha llegado el momento de pedir perdón --e indemnizar a las víctimas-- y olvidarse de las infinitas apelaciones que los abogados y el dinero favorecen a dicha entidad religiosa. Si los gerifaltes teocráticos tuvieran dos dedos de frente --ya no digo vergüenza--, hace muchos años que se hubieran percatado que el principal enemigo de la imagen pública de la comunidad religiosa son éstos mandamases y su política de encubrimiento de estos casos.

     Ahora toca entrar al trapo. Como las noticias están en inglés, el Topo Ajalvireño nos traducirá a la casa de la fe y de la fa lo más significativo. ¡Va por ustedes!

     Como ya sabéis, amables lectores apóstatas, hay en marcha una investigación oficial en el Reino Unido sobre los abusos sexuales a menores. Aparte, la Charity Commission (la agencia gubernamental encargada de las organizaciones benéficas) anunció el mes de junio de 2014 una investigación a la Watch Tower Bible and Tract Society of Britain.  La investigación se centraría en una serie de asuntos, incluidas la administración, gobernanza y dirección de la entidad benéfica, y sus protocolos de protección a la infancia.  Al mando de la investigación tenemos a Jonathan Sanders, quien de tanto en tanto informa sobre las vicisitudes y los avances en la investigación que afecta a la confesión religiosa de los testigos de Jehová. El pasado lunes escribía:

Escribo para poneos al día sobre la comisión de investigación sobre las políticas de protección a la infancia y la entidades benéficas ligadas a los testigos de Jehová. 

Como probablemente sabéis, una de nuestras investigaciones se centra en la Watch Tower Bible and Tract Society of Britain. Comenzamos con esta investigación en el año 2014. Entonces la Watch Tower inició lo que ha resultado ser un prolongado pleito contra nosotros. Hemos defendido con firmeza nuestra posición. Estamos en nuestro derecho de poner en marcha esta investigación. Hemos ganado nuestro caso en cada instancia judicial adonde se ha llevado el pleito, el más reciente en el Tribunal de Apelaciones. De modo que, la Watch Tower ha tratado de recurrir al Tribunal Supremo. Estoy contento de informaos que hoy me he enterado que el Tribunal Supremo ha desestimado esta apelación. Esto significa que a nivel nacional a la Watch Tower se le han acabado las opciones a más apelaciones. Así que, nosotros vamos a seguir haciendo lo que venimos haciendo desde 2014, que es continuar con nuestra investigación. 

Muchísimas gracias a aquellos de vosotros que se han reunido conmigo, durante los pasados meses Nick y Chris para compartir en persona sus historias con nosotros; y también muchas gracias a todos aquellos que han contactado con nosotros vía correo electrónico y/o teléfono.

Nos queda mucho trabajo por hacer pero esta sentencia judicial ha sido un importante paso adelante. 

Por favor, hacedme saber si no deseáis recibir este tipo de actualizaciones periódicas. 
  ¡Cuidaos! Jonathan

Jonathan Sanders Senior Investigator t: 0300 065 2075 | e: jonathan.sanders@charitycommission.gsi.gov.uk | w: www.gov.uk/charity-commission

https://www.reddit.com/r/exjw/comments/4tfb11/uk_royal_commission_update/

     Después, tenemos la otra noticia que aparece en el Leicester Mercury, de la que traduciremos lo más significativo. Hace un año, desde este blog me hice eco de la sentencia que condenaba a la confesión religiosa de los testigos de Jehová a pagar una indemnización de 275 000 libras esterlinas a la víctima.
http://johnhenrykurtz.blogspot.com.es/2015/06/los-testigos-de-jehova-condenados-pagar.html

LOS TESTIGOS DE JEHOVÁ SE ENFRENTAN A PAGAR UN MILLÓN DE LIBRAS ESTERLINAS DESPUÉS DE QUE UNA NIÑA SUFRIESE ABUSOS SEXUALES A MANOS DE UNO DE SUS MIEMBROS

Escrito por: Merc_Reporter
8 de julio de 2016

La víctima, ahora en sus veintitantos, sufrió abusos sexuales durante cinco años a manos de Peter Stewart quien era un anciano o "siervo ministerial", en el pueblo de Loughborough entre las décadas de los ochenta y los noventa; se pudo escuchar en el Tribunal Supremo en Londres.

El año pasado, un juez ordenó que la organización pagase 275 000 libras esterlinas como indemnización a la víctima por no haber protegido a la víctima y por no haber avisado al resto de las familias [de la comunidad religiosa] sobre quién era Stewart.

La confesión religiosa solicitó permiso para apelar esta sentencia.

Pero esta semana el juez del Tribunal de Apelaciones rechazó esta solicitud, y dijo que la entidad religiosa deberá pagar a la víctima de Stewart la indemnización de 275 000 libras esterlinas y las astronómicas costas legales de este caso, que se estima en 1 millón de libras.

Stewart, quien impartía lecciones de la Biblia y participaba en la obra de evangelizar de casa en casa, abusó sexualmente de la niña --de la que no se puede dar el nombre por razones legales-- semanalmente. 

El trauma que sufrió hizo que fracasara en sus estudios académicos y carrera, le provocó horrorosas pesadillas y recurrentes pensamientos de suicidio.

El asunto alcanzó su punto crítico cuando ella "apareció en su cama sin conocimiento junto a una pila de pastillas de paracetamol" mientras estaba de vacaciones con su esposo, "junto a una nota de suicidio".

La mujer le confesó esto a su madre en el año 2000 cuando se enteró que él iba  a salir de la cárcel. 

Ella denunció ante la policía los abusos pero Stewart murió en el año 2001, a los 72 años, antes de que se le pudiera llevar ante la justicia.

Sin embargo, Stewart fue condenado en el 1995 por abusar sexualmente de una colegiala y un jovencito quien también era miembro de la congregación de los testigos de Jehová.

La confesión religiosa niega ser responsable de la conducta del "siervo ministerial" , Peter Stewart.

Dice que él no era un empleado, sino que desempeñaba una labor "poco más que un ordenado superior" después de los servicios religiosos y que no tenía ninguna responsabilidad sobre la supervisión de los niños, argumentan los abogados de la entidad religiosa.

Al rechazar la petición, no obstante, el presidente del Tribunal Supremo, Floyd, dijo que este no era un oportunista caso de de abuso sexual. 

La relación con Stewart con la confesión religiosa como "la de un empleado" y su cargo de siervo ministerial le colocaba en una posición de confianza.

Su estatus oficial le otorgaba a él "clara autoridad para acceder a niños sin acompañamiento". Y si no hubiese sido por eso, la madre de la niña nunca le hubiese permitido entrar en el domicilio.

Los ancianos de la congregación también fallaron en tomar razonables medidas para proteger a los niños de la congregación en el año 1990, después de que suscitaran sospechas de que Stewart había abusado sexualmente de una niña. 

Floyd, el presidente del Tribunal Supremo, dijo que "solo era lo justo y razonable" que el órgano de gobierno de la confesión religiosa, el Cuerpo Gobernante, pagase la indemnización.

Después de la audiencia, Thomas Beale, asociado principal de AO Advocates, dijo: "Estamos agradecidos al Tribunal de Apelaciones [del Tribunal Supremo] que hayan denegado a los testigos de Jehová la solicitud de apelación".

"Desde el primer juicio y durante todo el juicio siempre hemos mantenido que este es el momento para pedir perdón y no para apelaciones , y ahora esperamos que tras años de litigación nuestro cliente finalmente pueda seguir con su vida y olvidarse de este caso".
http://www.leicestermercury.co.uk/jehovah-s-witnesses-face-1m-legal-bill-after-young-girl-was-sexually-abused-by-one-of-its-members/story-29491614-detail/story.html#comments

     Fin de la traducción apóstata.

     En definitiva, los caciques teocráticos del Cuerpo Gobernante se han creído que el dinero, los abogados y las apelaciones sin fin iban a ocultar sus vergüenzas. ¡Pues no! Ahora toca dar la cara. Todos los casos de abusos sexuales infantiles en el ámbito de la comunidad religiosa no han servido para que reflexionen en el valor cristiano que supone admitir el error y pedir públicamente perdón por unas políticas de encubrimiento nefastas para la infancia.

     El daño causado es irreparable. Miles y miles de casos de inocentes criaturas que nunca podrán superar el trauma por los abusos padecidos. Un lastre que les impide llevar unas vidas normales. Les afecta hoy y el resto de sus vidas, social, académica y laboralmente.

     ¿Y mientras tanto qué hace el Cuerpo Gobernante de los testigos de Jehová? Mirarse el ombligo. Centrados en la imagen pública y el patrimonio económico de la entidad religiosa. ¿A qué conclusión llego? Pues que no creen en Dios, solo en su vientre. Si creyeran en Dios y le temieran, no podrían soportar los remordimientos de conciencia de quien en última instancia es el responsable de unas políticas que propician el que se cometan este tipo de delitos contra la infancia.

     ¡Menos golpes de pecho! Ahora no es el tiempo para apelaciones judiciales, sino que es el tiempo de asumir responsabilidades, dar la cara, pedir perdón a todas y cada una de las víctimas. Las apelaciones lo único que consiguen es perpetuar y acentuar el dolor de las víctimas. Se prolonga su agonía. Es inmisericorde. Toca indemnizarlas. Intentar de alguna manera compersarles por el daño que se les ha causado. ¡Eso sí que sería amor cristiano!

     No obstante, mucho me temo que los paniaguados del Governing Body Bank no darán ese paso e intentarán por todos los medios conservar intacto el patrimonio económico. Pero, la bola de nieve ya ha empezado a bajar rodando montaña abajo..., ¡esto no hay quien lo pare!

     Si eres hermano, testigo de Jehová, cuando eches dinero en la alcancía del Salón del Reino, incluye una nota cortésmente redactada en la que indiques que no quieres que tu dinero se utilice en juicios por abusos sexuales infantiles.

     Lo documentamos todo, todo y todo. ¿Quién es el padre de la mentira y de los diversos chanchullos teocráticos?


lunes, 27 de junio de 2016

Condenados a pagar 4 000 dólares diarios



     Estimados camaradas ninguneados por los de la esperanza celestial:

     El Cuerpo Gobernante de los testigos de Jehová tiene el cenizo, mal fario; si monta un circo le crecen los enanos. Pero es que en su caso se cumple aquello de "Quien mal anda mal acaba". Están obcecados en negar la mayor con los casos de abusos sexuales a menores dentro del ámbito de la confesión religiosa del notorio arraigo y olé, sin embargo, la realidad es más tozuda que estas eminencias teocráticas. Se autoproclaman el único canal de comunicación de Dios con la humanidad y por esto presuponen que tienen una especie de patente de corso, de inmunidad diplomática, para hacer y deshacer --pasándose la legalidad por el arco del triunfo-- sin tener que rendir cuentas al poder secular. Pero, para no variar... se equivocan por enésima vez. Como diría don Quijote: "Con la iglesia hemos topado, Sancho". Lo que pasa es que en esta ocasión, la iglesia es la justicia secular, y encima estadounidense, ¡que no se corta ni un pelo!

     La noticia que nos ocupa hoy se ha extendido como la pólvora por internet: la confesión religiosa de los testigos de Jehová ha sido condenada a pagar 4 000 dólares diarios mientras no presente la documentación que le requiere un tribunal estadounidense. Documentación esta relacionada con los abusos sexuales a menores.

     Ironías de la vida, los hijos de la luz, se resisten con uñas y dientes aferrándose como posesos al reino de la oscuridad y la tinieblas. No quieren arrojar luz sobre los casos de abusos sexuales infantiles. ¿Por qué será?

     La noticia ha aparecido en el San Diego Reader. Pasaremos la buena nueva al idioma de Cervantes. ¡Va por ustedes!

El juez sanciona a los testigos de Jehová

Les impone una multa diaria de 4 000 dólares por no presentar la documentación requerida relacionada con un caso de abuso sexual de menores

Escrito por: Dorian Hargrove
24 de junio de 2016

El Tribunal Superior de Justicia de San Diego ha exigido que la confesión religiosa de los testigos de Jehová, también conocida como la Watch Tower Bible and Tract Society of New York,  pague diariamente 4000 dólares hasta que presente la documentación requerida en una demanda civil interpuesta por Osbaldo Padrón, un exfeligrés, que afirma que un anciano [pastor religioso] abusó sexualmente de él cuando tenía siete años de edad.
http://www.sandiegoreader.com/news/2016/apr/24/ticker-tough-build-jehovahs-witness-sex-abuse-case/

En una sentencia judicial del 23 de junio, que se espera que que finalice hoy, el juez Richar Strauss reprendió a la confesión religiosa por ignorar ex profeso una orden judicial requiriendo la presentación toda la documentación asociada con una carta remitida en el año 1997 a todos los cuerpos de ancianos por parte de los líderes de la entidad religiosa, carta enviada a las congregaciones alrededor del mundo, en una investigación para conocer los abusos sexuales sufridos por menores a manos de cargos de la confesión religiosa.

A lo largo del año pasado, la Sociedad Watchtower y sus abogados han peleado duro para mantener la confidencialidad de la carta, argumentando que la entrega de la documentación infringiría la privacidad de quienes son mencionados en dichas cartas y que no estuviesen relacionados con el caso.

En marzo de 2015, la confesión religiosa presentó una versión farragosa de la carta. Los abogados del demandante se quejaron de una redacción excesiva, consiguiendo que el documento fuese ininteligible. El juez Strauss entonces nombró un árbitro entre las partes. Pero el asignar un árbitro no solucionó el problema. Vez tras vez, la Sociedad Watchtower ha declarado que no cumplirá con ese requerimiento judicial.

"En el momento de la audiencia para la multa, había transcurrido un año desde que se dio la orden judicial inicial [para la presentación de la documentación] y tres meses desde que se nombró un árbitro ", indicó el juez Strauss en la sentencia. "En este período de tiempo... la Watchtower no ha hecho ningún tipo de esfuerzo o mostrado voluntad alguna en presentar la prueba exigida por el tribunal".

"Basándose en el desarrollo histórico de este caso y las declaraciones de la Watchtower... el tribunal concluye que la Watchtower expresamente no ha querido cumplir con esta orden judicial. La Watchtower claramente tiene el control de estos documentos que ya tiene y podría revisar la redacción con respecto a estos documentos. Esto forma parte obvia y claramente de las competencias de la Watchtower que prefiere no ejercer. La repetición continua de los infructuosos argumentos iniciales en contra de la entrega de la documentación exigida por el tribunal ilustra la obstinación de la Watchtower en no cumplir con esta orden". [...]
http://www.sandiegoreader.com/news/2016/jun/24/ticker-judge-sanctions-jehovahs-witnesses/

     Fin de la traducción apóstata.

     De la noticia, se desprende que los gerifaltes teocráticos se resisten con uñas y dientes a entregar la documentación que les exige el tribunal. Parece que tienen miedo a que la justicia secular tenga acceso a su base de datos secreta donde figuran todos los casos de abusos sexuales a menores. En un reportaje de investigación de la BBC, en el año 2002, se decía que esa base secreta de datos tenía 23 720 casos de abusos infantiles silenciados por la confesión religiosa.
http://news.bbc.co.uk/2/hi/programmes/panorama/2119903.stm

     De modo que, la confesión religiosa tendrá que pagar diariamente, hasta el 22 de julio de 2016, la cantidad de 4000 dólares de multa. En dicha fecha, habrá una nueva audiencia judicial donde se reunirán de nuevo las partes y se comprobará si la multa ha sido o no efectiva. Si no ha servido de escarmiento, veremos qué medidas tomará entonces el juez Strauss.

     Según mi opinión, el Cuerpo Gobernante de los testigos de Jehová está retrasando todo lo posible lo inevitable. Más pronto que tarde, tendrán que responder ante la justicia seglar resarciendo a las víctimas y recibiendo la condena correspondiente los culpables por la política de encubrimiento.

     Lo documentamos todo, todo y todo. ¿Quién es el padre de la mentira y de los chanchullos teocráticos?

P.D.: Para quien desee profundizar en el tema, tiene los siguientes enlaces para empezar la búsqueda:

   
https://roa.sdcourt.ca.gov/roa/faces/userdocs/b8f56e6146900043fcef38919b2b/37-2013-00067529-CU-PO-CTL_2016-06-26_ROA_1466925856776.pdf;
https://roa.sdcourt.ca.gov/roa/faces/SearchResults.xhtml
https://docs.google.com/document/d/1_p8K2ydWOoOomRneCXYy8JwH28J3C6NyO9V5fSJxZVA/edit
https://www.jehovahs-witness.com/topic/5663485388128256/judge-sanctions-wts-4k-day-penalty-producing-sex-abuse-documents

jueves, 23 de junio de 2016

Cuando la pseudoteología se entromete en el campo sanitario



     Estimadas victimas del integrismo del Cuerpo Gobernante:

     El pasado 20 de junio de 2016 se publicó una noticia en el Diario Médico donde se comentaba una reciente sentencia judicial relacionada con un trasplante de riñón y una testigo de Jehová que había demandado al Servicio Andaluz de Salud. De modo que, os vamos a desgranar la noticia teocrática y después os daré mi opinión al respecto. No voy a entrar en los aspectos técnicos sino a analizar cómo las directrices --y la coerción-- que emanan de la confesión religiosa pueden afectar nuestras vidas... en este caso nuestra salud. ¡Va por ustedes!
Según la demanda, la enferma, desde 1999, padecía un cuadro de insuficiencia renal que había derivado en una enfermedad ósea y en un hiperparatiroidismo secundario. Se le propuso un trasplante renal, pero lo rechazó por motivos éticos y religiosos.
Sin embargo, cinco meses después de rechazar el trasplante, la reclamante demandó al Servicio Andaluz de Salud (SAS) por desarrollar una gonartrosis. Solicitaba una indemnización de 300.000 euros.  
La sentencia subraya que esa patología "no es consecuencia directa de la demora en la intervención quirúrgica" sino que es propia de la insuficiencia renal. Según los informes periciales aportados en el juicio, esa insuficiencia crónica se asocia a un incremento de fósforo en la sangre, al disminuir su excreción renal y un déficit de vitaminas D. Ambos eventos conducen a una estimulación de las glándulas paratiroides.  
http://www.diariomedico.com/2016/06/20/area-profesional/normativa/un-juez-avala-aplazar-una-cirugia-para-verificar-un-testigo-de-jehova  http://infocatolica.com/blog/infories.php/1606200934-un-juez-avala-aplazar-una-cir#more31152 
     Según mi parecer, aquí radica el problema: la Testigo rechaza el trasplante renal propuesto, por  motivos éticos y religiosos. ¿Por qué hay testigos de Jehová que rechazan una intervención quirúrgica que le recomiendan los facultativos? Por mi experiencia personal, en muchas ocasiones se debe a que prefieren posponer o anular una intervención quirúrgica para no tener que correr riesgos al operarse sin poder utilizar transfusiones sanguíneas. Conozco casos relacionados con necesidad de trasplantes o prótesis que llegado el momento decisivo el paciente Testigo se echa para atrás... al no poder aceptar sangre.

     ¿Qué suele pasar cuando una persona pospone o anula una intervención quirúrgica que precisa? Pues que el asunto empeora y la salud se deteriora aún más. Hay unas consecuencias, desgraciadamente a veces fatales. Este ha sido el caso con esta paciente. Por lo tanto, la pseudoteología watchtoweriana tiene unas consecuencias.

     La pregunta capital aquí sería la siguiente: ¿Toma el testigo de Jehová la decisión de no aceptar transfusiones sanguíneas de motu proprio... sin coacción ni coerción de la entidad religiosa? Esta es la pregunta del millón. Y esta nos lleva a la siguiente: ¿qué medida disciplinaria coercitiva adopta la confesión religiosa hacia el miembro que voluntariamente acepta una transfusión sanguínea?

     Uno comprende y acepta que el Estado debe dejar libertad al ciudadano para escoger, seleccionar o rechazar un determinado tratamiento médico. Otra cosa bien distinta sería que los padres en base a sus creencias religiosas quieran hacer un "martir" de su hijo menor de edad, negándole la posibilidad de recibir un tratamiento médico que posiblemente le salve la vida. También, algo inaceptable sería que la confesión religiosa adoptase medidas coercitivas para "obligar" a los miembros de la comunidad religiosa a que rechazen un determinado tratamiento médico... so pena de recibir un castigo a manos de los teócratas de turno.

     ¿En qué consistiría esta represalia que tendría que soportar el miembro "rebelde"? La expulsión de la confesión religiosa. Dicha expulsión, también se puede expresar eufemísticamente como: desasociación voluntaria o autoexclusión. En la anterior entrada ya me remití y documenté las directrices de la confesión religiosa sobre este asunto, por este motivo pondré alguna de ejemplo:
Cuando el implicado es un familiar, podría ser una prueba especialmente difícil. No debemos permitir que los lazos familiares pongan en peligro nuestra lealtad a Jehová y a su organización.  [...] "Obedezca a Jehová y corte la relación con su familiar expulsado.  No busque excusas para pasar tiempo con él, o para seguir comunicándose con él por teléfono o por Internet".--La Atalaya 15 de enero de 2013, páginas 15 y 16, párrafos 16-20).
Veamos solo un ejemplo del bien que se puede lograr cuando la familia apoya lealmente la orden divina de no relacionarse con familiares expulsados. Un joven llevaba diez años expulsado, y durante ese tiempo su padre, su madre y sus cuatro hermanos se negaron a “mezclarse en [su] compañía”. A veces él intentaba incluirse en las actividades de la familia, pero, de forma loable, todos se mantuvieron firmes en su postura. Tras su readmisión, dijo que siempre los había echado de menos, especialmente cuando estaba solo por las noches. Sin embargo, admitió que si su familia hubiera tenido contacto con él, aunque fuera solo un poco, esa pequeña dosis le hubiera bastado. Al no tener ni siquiera la más mínima comunicación con ninguno de ellos, el deseo ardiente de disfrutar de su compañía se convirtió en uno de los factores que lo impulsaron a reparar su relación con Jehová. Pensemos en este hecho si alguna vez nos sentimos tentados a violar el mandato divino de no tener contacto con familiares expulsados.--La Atalaya 15 de abril de 2012, página 12.
    Como siempre, recomiendo remitirse al siguiente centro de documentación permanente sobre el significado de la expulsión en los testigos de Jehová:
https://picasaweb.google.com/117955357194320709896/CENTRODEDOCUMENTACIONPERMANENTESOBRELAEXPULSIONENLOSTESTIGOSDEJEHOVA

     Ahora, acabaré como de costumbre, ¿quién es el padre de la mentira y de las diversas tropelías en el nombre de Dios?

miércoles, 15 de junio de 2016

¿Por qué los testigos de Jehová tienen miedo a votar?




     Estimados camaradas que tenéis el canguelo en el cuerpo:

     El pasado día 5 de junio, el periódico El Español publicaba un reportaje titulado: Por qué los testigos de Jehová no pueden votar a ningún partido. Por lo que me incumbe, leí con atención la entrevista que le hicieron al portavoz de la confesión religiosa en España, Aníbal Iván Matos Citrón; persona que conozco personalmente de mi largos años viviendo y trabajando en la sede nacional de la entidad religiosa ubicada en el término municipal de Ajalvir.

     Lo primero que me "sorprendió" es que los comentarios de los lectores estaban desactivados: no se podía opinar sobre el reportaje. ¡Solo leer y tragar..., sin peros! Ante esta situación, decidí dirigirme a quien lo escribió, la periodista Noemí López Trujillo, para preguntarle sobre el asunto de la imposibilidad de dejar comentarios y me respondió que ese era un asunto decidido por el editor. "¡Bien! Es lo que hay. Como de costumbre", me dije.
http://www.elespanol.com/reportajes/20160603/129737278_0.html

     Una de las preguntas con la que disiento, es la siguiente: Si ahora viviésemos en el franquismo o en el nazismo, regímenes que persiguieron a los testigos, ¿tampoco se implicarían de alguna manera para promover un cambio? Sobre la cruel persecución sufrida por los testigos de Jehová en la Alemania nazi es algo incontestable. Ahora, sobre la persecución sufrida por los testigos de Jehová durante el franquismo --un servidor estaba metido en la confesión religiosa ya en los años sesenta del siglo pasado-- pudiéramos calificarla de "light", exceptuando los años de cárcel que tuvieron que sufrir los que objetaron al servicio militar y al servicio civil sustitutorio. Por cierto, salvo algún caso aislado que sufrió maltrato, como norma general los militares trataban bien a los testigos que estaban bajo la jurisdicción militar. Cierto es que algunos, cuando se les pillaba predicando públicamente o celebrando reuniones clandestinas, se les llevaba a la comisaria o cuartelillo para darles una reprimenda y advertirles que eso no se podía hacer en España. Se menciona el caso de un pareja que estuvo 15 días detenidos en la cárcel en el año 1960. Tengo una pregunta para el portavoz de la entidad religiosa: ¿cuántos testigos de Jehová fueron juzgados por el hecho de serlo y sentenciados a penas de cárcel..., exceptuando a los objetores de conciencia? Por cierto, en aquellos años, países tan democráticos y republicanos como Francia, hacían lo propio con los objetores de conciencia; los encarcelaban por rehusar servir en el ejército.
Una de las consecuencias de la legalización de la Asociación de los Testigos de Jehová en 1970 fue que todas nuestras publicaciones tuvieron que pasar por las manos del censor oficial del gobierno. Mientras que la mayoría recibieron aprobación para circulación, algunas, tales como Aprenda a leer y escribir y por algún tiempo “Asegúrense de todas las cosas,” estuvieron en la lista de proscritas. Durante un año se prohibió la distribución al público de más de la mitad de todos los números de La Atalaya y ¡Despertad! Sin embargo, la Sociedad alzó recurso o presentó apelación en varios casos y ya ha pasado más de un año sin que se haya proscrito un número. Sin duda el aflojamiento general de los controles en muchos campos de actividad también ha favorecido nuestra situación aquí.--Anuario de los testigos de Jehová para 1978,  página 253.
Sin duda el ambiente religioso ha cambiado en este país católico desde el Segundo Concilio del Vaticano de 1962 a 1965. Como escribió el 8 de diciembre de 1965 el arzobispo español de Madrid-Alcalá: “El Concilio Vaticano II ha terminado hoy, dejando a la Iglesia y al mundo cristiano un espíritu nuevo, un humanismo nuevo, una nueva esperanza y una nueva visión, histórica y trascendente a la vez, del mundo en que vivimos.” Ese “espíritu nuevo” y “nueva visión” han obligado a los líderes políticos y religiosos a aceptar cambios que muchos de ellos en realidad no han deseado, entre éstos la Ley de Libertad Religiosa de 1967. Esa ley cambió por completo la situación para la actividad de predicar de los testigos de Jehová e introdujo una actitud más tolerante por parte de la mayoría.--Anuario de los testigos de Jehová para 1978, página 138.
LA LIBERTAD POR LARGO TIEMPO ESPERADA 
En 1967 el gobierno español aprobó la Ley de Libertad Religiosa que garantizaba un mayor grado de libertad para las religiones acatólicas. Nos preguntábamos si los Testigos llegarían a beneficiarse de esta ley y si se les concedería el reconocimiento legal. Pareció claro que nuestra posición relacionada con la predicación de casa en casa y la neutralidad cristiana fue un obstáculo para las autoridades políticas y eclesiásticas, pues nuestra inscripción en el registro oficial de religiones acatólicas se retrasó hasta julio de 1970.--La Atalaya 15 de febrero de 1981, página 28.
     Para finalizar, la primera sede nacional de los testigos de Jehová se abrió en Barcelona en el año 1972. Franco, murió el 20 de noviembre de 1975.


     Con estas citas y precisiones pretendo clarificar en qué consistió la persecución bajo la dictadura franquista, para evitar malos entendidos. ¡Menos lobos, Caperucita!

     Una vez hecha esta aclaración, entro a saco con el objeto de esta entrada:
--Si un testigo de Jehová decide votar, ¿se le expulsa de la congregación?—No porque el voto es secreto. 
¿Y si se enteran?—Si él nos dice que ha votado, es una toma de posición con la que él se autoexcluye de la confesión. Él ha tomado una decisión contraria a las convicciones que por mucho tiempo defendió. Es como el socialista que, por ejemplo, dice: "No creo en el socialismo, me paso a Ciudadanos". Obviamente, él se autoexcluye de aquello en lo que mucho tiempo creyó y se coloca bajo otro emblema. Le retiran su carné de socialista, ¿no?  
http://www.elespanol.com/reportajes/20160603/129737278_0.html
     Autoexclusión, expulsión o desasociación son sinónimos si nos atenemos a la actitud de la confesión religiosa contra los disidentes. En el ambiente testiguil, Aníbal dirá que dicho sujeto se ha desasociado --años atrás sería expulsado--, pero de cara al exterior acuña este nuevo término. Lo que viene a decir el Sr. Matos, es lo siguiente: si yo, como español, ejerzo mi derecho al voto tal y como me garantiza la Constitución Española..., ¡la confesión religiosa dice que yo me autoexcluyo de ella! Cosa discutible, pero no es lo importante. Una matización para Aníbal Matos y la periodista: si un miembro del PSOE rompe con los estatutos y vota a otro partido como Ciudadanos, ¡no se autoexcluye, sino que es expulsado por el PSOE! La acción del votante impenitente es respondida por el partido político aplicándole una sanción como lo es la expulsión del partido. En la confesión religiosa de los testigos de Jehová es lo mismo, por mucho que se empeñe el portavoz teocrático en utilizar un término que en justicia no corresponde. No confundamos los términos querido portavoz. Los lectores somos pobres, ¡pero no tontos de remate!

     La pregunta que un servidor le formularía al portavoz, sería la siguiente: ¿Obliga la confesión religiosa a familiares y amigos del que ha sido excluido por votar... a que le hagan el mobbing, que renieguen de él, que no le dirijan la palabra nunca más? En otras palabras, ¿toma la entidad religiosa medidas disciplinarias coercitivas contra quien decide libremente ejercer su derecho al voto? ¿Es esto legal?

     ¿Qué repercusión tendrá la expulsión o autoexclusión de la comunidad religiosa, en tus relaciones familiares y todo tu entorno social? Hay que tener en cuenta que el testigo de Jehová no confraterniza socialmente con "mundanos", personas que no pertenecen a su comunidad religiosa. Primero que todo, os recomiendo que echéis un vistazo a la siguiente página: 
La familia demuestra su amor a la congregación  y al pecador respetando la decisión que han tomado los ancianos. Julián recuerda: "Nunca dejé querer a mi hijo, pero su conducta levantó un muro entre nosotros". Los miembros de la congregación también pueden mostrar su amor evitando todo contacto con la persona que ha sido expulsada.--La Atalaya 15 de abril de 2015, páginas 29-31. 
La lealtad resulta en bendiciones. Cierto Testigo joven recuerda la posición que él y sus hermanos adoptaron cuando su madre, cristiana que había estado inactiva por mucho tiempo, entró en un matrimonio adulterino. “Informamos el asunto a los ancianos —dice él—, y puesto que ella no vivía en casa, decidimos limitar nuestra asociación con ella hasta que los ancianos se encargaran del asunto. Aquella fue una de las cosas más difíciles que hemos tenido que hacer.” Su madre protestó, y dijo: “¿Les importa más la vida eterna que yo?”. Ellos contestaron: “Nuestra relación con Jehová es más importante que cualquier otra cosa”. Esto la sacudió y la movió a mostrar verdadero arrepentimiento, lo cual resultó en que fuera restablecida, y hoy día es una publicadora activa de las buenas nuevas.--La Atalaya 15 de julio de 1985, página 19 y párrafo 14 
Cuando el implicado es un familiar, podría ser una prueba especialmente difícil. No debemos permitir que los lazos familiares pongan en peligro nuestra lealtad a Jehová y a su organización.  [...] "Obedezca a Jehová y corte la relación con su familiar expulsado.  No busque excusas para pasar tiempo con él, o para seguir comunicándose con él por teléfono o por Internet".--La Atalaya 15 de enero de 2013, páginas 15 y 16, párrafos 16-20).
La Atalaya 15 de enero de 2013, páginas 15 y 16, párrafos 16-20.
Veamos solo un ejemplo del bien que se puede lograr cuando la familia apoya lealmente la orden divina de no relacionarse con familiares expulsados. Un joven llevaba diez años expulsado, y durante ese tiempo su padre, su madre y sus cuatro hermanos se negaron a “mezclarse en [su] compañía”. A veces él intentaba incluirse en las actividades de la familia, pero, de forma loable, todos se mantuvieron firmes en su postura. Tras su readmisión, dijo que siempre los había echado de menos, especialmente cuando estaba solo por las noches. Sin embargo, admitió que si su familia hubiera tenido contacto con él, aunque fuera solo un poco, esa pequeña dosis le hubiera bastado. Al no tener ni siquiera la más mínima comunicación con ninguno de ellos, el deseo ardiente de disfrutar de su compañía se convirtió en uno de los factores que lo impulsaron a reparar su relación con Jehová. Pensemos en este hecho si alguna vez nos sentimos tentados a violar el mandato divino de no tener contacto con familiares expulsados.--La Atalaya 15 de abril de 2012, página 12.
La Atalaya 15 de abril de 2012, página 12
              Cuando un ser querido deja a Jehová

12 Como bien sabemos, Jehová solo acepta a quienes se mantienen puros física, moral y espiritualmente (léase Tito 2:14). Ahora bien, este principio puede plantearnos pruebas de lealtad especialmente duras. Por poner un ejemplo, imaginemos que un matrimonio ejemplar ve cómo su único hijo abandona la verdad. El joven desprecia la relación espiritual que lo une a Jehová y a sus padres, opta por “disfrutar temporalmente del pecado” y acaba siendo expulsado (Heb. 11:25).

13 Sus padres quedan destrozados. Por supuesto, ellos conocen perfectamente las instrucciones bíblicas para estos casos: “Cesen de mezclarse en la compañía de cualquiera que, llamándose hermano, sea fornicador, o persona dominada por la avidez, o idólatra, o injuriador, o borracho, o que practique extorsión, y ni siquiera coman con tal hombre” (1 Cor. 5:11, 13). Comprenden que la palabra “cualquiera” también incluye a los familiares que no vivan en la misma casa que ellos. Pero experimentan emociones encontradas, pues quieren mucho a su hijo. Por eso, tal vez razonen: “Si limitamos al máximo la relación con él, ¿cómo vamos a ayudarlo a volver a Jehová? ¿No sería mejor ser un poco más flexibles?”.

14 Compartimos el dolor de tales padres. Ellos no se encuentran en esta situación por voluntad propia. Fue el propio hijo quien, cuando tuvo en sus manos la decisión de corregirse, prefirió seguir en el mal camino, aun sabiendo que eso afectaría gravemente la relación con ellos y con la congregación. Es natural que los padres sientan desconsuelo e impotencia.

15 Pero ellos también tienen en sus manos una decisión: ¿obedecerán las claras instrucciones de Jehová? Es cierto que, en contadas ocasiones, será preciso reunirse con el hijo para atender algún asunto familiar importante. Pero ¿utilizarán esta excepción como excusa para relacionarse sin que haya necesidad? Al decidir lo que van a hacer, no deben pasar por alto lo que piensa Jehová. Él estableció la expulsión con un propósito: mantener limpia su organización y, si es posible, lograr que el pecador recapacite. ¿Cómo pueden contribuir los padres a que se cumpla este propósito? 

16 Aarón, el hermano de Moisés, se enfrentó a una situación parecida con dos de sus hijos, Nadab y Abihú. Jehová los castigó con la muerte por haber cometido la grave ofensa de ofrecerle incienso de forma impropia. ¡Qué doloroso debió de ser para su padre saber que nunca más volvería a verlos, hablarles ni estar con ellos! Pero eso no fue todo. Aarón y sus demás hijos recibieron la orden divina de evitar las muestras de duelo acostumbradas: “No vayan a dejar sus cabezas desaseadas, y no deben rasgar sus prendas de vestir, para que no mueran ustedes y para que no se indigne [Dios] contra toda la asamblea” (Lev. 10:1-6). De este episodio extraemos una clara lección: nuestro amor a Jehová siempre debe estar por encima de nuestro amor a un familiar, y más aún si no se arrepiente de sus pecados.


17 En la actualidad, Dios no ejecuta de inmediato a quienes violan sus leyes. En su gran amor, les concede la oportunidad de demostrar arrepentimiento. Claro, si un hijo es expulsado, es porque no ha aprovechado esta oportunidad. Por tanto, ¿qué sucedería si sus padres siguieran relacionándose con él innecesariamente? ¿No consideraría Jehová que lo están poniendo a prueba?--La Atalaya 15 de julio de 2011, páginas 30-32.

     Si queréis, podemos seguir con más citas textuales donde se enmarcan las directrices de una confesión religiosa con el estatus del notorio arraigo en España..., ¡para más inri! Esto es torturar psicológicamente al miembro disidente; en este caso al que decide cumplir con su deber ciudadano y votar en unas elecciones. Esto es lapidar social y familiarmente a esa persona. De hecho, supone su muerte social. Una medida cruelísima, digna de un extremismo religioso, que no se concibe ni se puede permitir en una democracia occidental como la que tiene España. De modo que, esta es la razón por la que los testigos de Jehová tienen miedo a ejercer su derecho al voto por el que tantos hombres y mujeres han luchado, y muchos han perdido la vida: la coerción que ejerce la entidad religiosa sobre el disidente, en este caso votante.

     Para finalizar, si un servidor fuese periodista, no se me hubiera escapado preguntarle a nuestro hermano Anibal Matos, por el asunto de los abusos sexuales a menores dentro del ámbito de la confesión religiosa. Es un tema de super actualidad. ¡Imperdonable, según mi opinion! Pero, esto es harina de otro costal, se merece otra entrada y periódicamente se la damos desde este humilde blog.

     Acabamos con nuestro lema: lo documentamos todo, todo y todo. ¿Quién es el padre de la mentira y de los diversos chanchullos teocráticos?